jueves, 30 de enero de 2014

La puerta ucraniana

No es una sospecha, ellos lo demuestran con sus hechos. Por un lado el senador fascista McCain arengando a las bandas de pistoleros en EuroDisneyMaidán, por el otro una nueva "oposición" que no acepta ninguna de las concesiones del débil Yanukóvich y que ataca a Rusia en casi todas sus declaraciones. Piden a gritos un golpe de Estado (amparados por Washington) para después organizar "elecciones" que, financiadas por Occidente- como en tiempos de los "naranjitos"- todos sabemos quiénes serían los "vencedores". Lo hemos dicho por activa y por pasiva: el objetivo inmediato del imperialismo es Ucrania y a más largo plazo, Rusia. La primera es la puerta de entrada a la segunda.


Juventud Rebelde.- El gobierno de Estados Unidos prepara un paquete de sanciones financieras contra Ucrania que afectarían tanto a los funcionarios como a líderes opositores del país europeo, informó hoy la cadena Fox News, informa PL.

La iniciativa aún no está lista, pero puede aprobarse si las partes en conflicto no alcanzan un acuerdo negociado y la violencia en esa nación se intensifica.

Varios asistentes de congresistas estadounidenses discuten con asesores del presidente Barack Obama las posibles acciones punitivas, de acuerdo con fuentes del Capitolio.

El vicepresidente estadounidense, Joseph Biden, conversó en tres ocasiones en las últimas semanas con el mandatario ucraniano Víktor Yanukóvich, instándole a que forme un Gobierno afín a los intereses occidentales.

En estas presiones participaron también el senador republicano John McCain y su colega demócrata Chris Murphy, quienes viajaron a Kiev en diciembre último y manifestaron su apoyo abierto a la oposición.

Las manifestaciones violentas estallaron en Ucrania el pasado diciembre después que las autoridades aplazaran la firma de un eventual acuerdo de asociación con la Unión Europea.

El gobierno de Rusia y ambas cámaras del parlamento de ese país han criticado la injerencia de políticos occidentales en los acontecimientos que afectan a Ucrania desde finales de 2013.

4 comentarios:

La Esfinge dijo...

La paciencia del oso ruso se llama Sochi.

A ver si no acaba por salirle cara la olímpica virtud, con las catapultas rudimentarias de ucranianos de las SS galiitzina y las bombas rudimentarias de chechenos salafistas esperando destrozar rusos a la primera rata que logre colarse dentro, con el pistoletazo de salida y bendición de eurodólares dados ya desde hace tanto por el democrático Occidente.

Y es que esta Rusia putinesca abusa demasiado de querer contentar a la vez a Dios y al Diablo.

Anónimo dijo...

Desde un inicio Ucraania pinto era un dardo contra Rusia, veremos como Putin sale del asunto, desde luego el pueblo ucraniamo pagara su cuota de vidas en el juego de occidente y es que la falta de escrúpulos es lo unico que hace posible estas cosas y en general los pueblos no saben enfrentan una maquinaria de muerte con dos milenios vendiendo mas de lo mismo.

El caso es resuelta Ucrania, le tocaria a otro poner los muertos, es la inercia de un mundo que se muere.

Anónimo dijo...

A ver todos esos paises , polonia , ucrania ... odian a rusia a muerte , putin no va a hacer nada , ya lo dijo el, le da igual si los ucranianos entran en la UE es su problema no el de rusia.
Todavia recuerdo hace 10 años un conocido me dijo que lo unico que podia hacer su pais era entrar en la UE , yo le dije q ni se les ocurriera , que la UE va a mandar a españa a la quiebra junto con sus politicos, q les pasaria lo mismo, el verano pasado vi a este conocido otra vez y me comenta: joder me han bajado el sueldo un monton, han cerrado muchas empresas de mi pais, los precios estan por las nubes...
Yo le conteste: Que te dije hace 10 años, pues ahora VETE CON TU PUTA MADRE.

JM Álvarez dijo...

A Putin ni a ningun ruso,con excepciones de oportunistas vendidos (Kasparov) si quiera por tema nacional aceptaría ser un pais atomizado en pequeñas republicas manejadas por EEUU. Rusia está en contradiccion con EEUU, tiene sus intereses como los tiene China o la Republica de Andorra, por mucho que digan palabras politicamente correctas