miércoles, 9 de agosto de 2017

Ferrocarril Irán-Afganistán:

Un proyecto estratégico en las comunicaciones de Eurasia.


El ambicioso proyecto del ferrocarril desde la ciudad iraní de Khvaf hasta Herat, en Afganistán, está a punto de ponerse en marcha. Gracias a este camino, Irán, a través de Afganistán, tendrá acceso a 11 corredores internacionales. El ferrocarril discurrirá de momento durante 130 kms de los cuales 70 están en Irán y 60 en Afganistán.

El director de Asuntos Internacionales de Ferrocarriles de la República Islámica de Irán, Abbas Nazari, habló con Sputnik sobre las perspectivas de este ambicioso proyecto.

El funcionario destacó que en los últimos años el proyecto de una ruta entre Irán y Afganistán ha sido prioritario en su agenda. La primera carga será de cemento iraní con un peso de 400.000 toneladas.

Posteriormente, se planea transportar gasolina desde la ciudad iraní de Arak, productos petroleros del Kurdistán iraquí y otros. Más adelante, se espera instalar un tren de pasajeros.

Unir China con Europa

Las implicaciones de este proyecto son enormes. Gracias a él, Afganistán, la India y Pakistán tendrán acceso directo a los mercados de Asia Central, Europa y Rusia, sin pasar por puertos congestionados y por el canal de Suez. De este modo, los países vecinos de Irán obtendrán nuevas oportunidades para expandir su comercio y acceso directo a los puertos iraníes en el Golfo Pérsico.

Nazari recalcó que el ferrocarril es un gran proyecto estratégico que mejorará no solo el intercambio de bienes entre Irán y Afganistán, sino que será un corredor de transporte entre China y Europa.

“Nuestro ferrocarril será parte de un gran corredor de China a Europa si se construye un ferrocarril desde Herat a Mazar i Sharif (la segunda ciudad más grande de Afganistán) con ayuda financiera de China”, apuntó. Responsables afganos han mostrado también su interés en extenderlo por el noroeste de Afganistán al menos 700 kms para unir las ciudades de Meymaneh, Shebergan y Sher Jan Bandar, en la frontera con Tayikistán. También se busca conectarlo con la línea que enlaza Afganistán con Uzbekistán, por la que discurren ahora cinco millones de toneladas de carga al año. Todo ello uniría Asia Central con Irán de forma directa.

Con respecto a la seguridad de la vía férrea, Nazari señaló que “no se puede decir que los bombardeos y la inseguridad sea un problema de todo Afganistán. Durante la construcción de la vía, nunca nos hemos encontrado con un problema de seguridad”, concluyó.

La creación de una ruta entre Irán y China a través de Afganistán tendrá también una importante repercusión para la economía y la seguridad de este último país, ya que fortalecerá su economía, incrementando sus oportunidades de crear empleo y obtener inversiones extranjeras, y expandirá sus vínculos con el mundo exterior en general, debilitando así el terrorismo y la insurgencia talibán. También puede implicar más directamente a China e Irán en la lucha contra el terrorismo.

Este proyecto también fortalecerá a Irán como el nudo de las comunicaciones de Eurasia, ya que unirá por tierra el Extremo Oriente, Asia Central y el Subcontinente indio con Oriente Medio y Europa.

Al Manar

No hay comentarios: